En fases, regreso a clases presenciales en educación básica en Querétaro

,

Regreso a clases presenciales en educación básica en Querétaro.

El regreso presencial a clases escalonado, gradual, planeado, ordenado, cauto y voluntario en Querétaro será de 31 mil 972 alumnos de 346 escuelas de educación básica, a partir del 30 agosto del 2021, a pesar de que será el momento más crítico de la tercera ola de la pandemia de la COVID-19, así lo informó el secretario de educación del estado, José Carlos Arredondo.

En rueda de prensa, el secretario presentó el plan de regreso a clases presenciales, el cual considera la implementación de 5 fases para educación básica, el cual fue autorizado por el Comité Técnico de Salud.

La primera fase considera el regreso de las 346 escuelas de la zona serrana, principalmente, que acumulan el 4.9 por ciento de la matrícula del estado, en donde el índice de contagio es bajo y la movilidad no es a través del transporte y hay condiciones de regreso. Y, posteriormente avanzaría la estrategia hasta con 5 fases, hasta llegar a 432 escuelas con regreso presencial y una cifra de 152 mil alumnos.

La primera fase del plan es posterior a una etapa de entrenamiento social en el cual participaron escuelas de todos los niveles educativos, comunidad estudiantil y padres de familia, que incluía la elaboración, registro y validación de protocolos sanitarios y capacitación para enfrentar un regreso presencial a las aulas, además del inicio de algunas actividades deportivas, culturales, remediales y posgrados.

El secretario de educación mencionó que la autoridad educativa no se regirá por diferentes Escenarios y se monitoreará de manera permanente la evolución de contagios por COVID-19.

El secretario refirió –con información científica- que en agosto se mantendrá un ascenso de los contagios de la COVID-19, con la cúspide a final de este mes; sin embargo, sería en septiembre comenzarían a descender, aunque estas predicciones dependen del comportamiento adecuado de la población en materia sanitaria.

Recordó que el Comité Técnico de Salud autorizó previamente una convocatoria del programa especial regreso a clases presenciales, que consideraba que las escuelas debían cumplir con requisitos, sobre todo sanitarios, para que se les aprobará el regreso a las aulas. Hasta ahora mil escuelas han hecho esta solicitud, de lo cual derivó la activación de 364 escuelas con algunas actividades presenciales, remediales, culturales, deportivas, entre otras.

Ahora aprobó el plan de regreso modular, que en el caso de educación básica privada y media superior determina que podrán regresar a clases presenciales con el programa de educación pública, mostrando que cumplen con los requisitos y que hay evidencia que la comunidad está de acuerdo en el regreso voluntario.

En el caso de educación media superior, el regreso será gradual y escalonado, a través de etapas. El COBAQ y las prepas de la UAQ ya iniciaron clases, pero lo hicieron de manera virtual.

En la educación superior pública y privada, las instituciones están listas para el regreso seguro, gradual y escalonado, que pueden comenzar a implementar. Las comunidades universitarias estarán vacunadas para el inicio del ciclo escolar 2021 – 2022.

El secretario de educación aseguró que no se movilizará a más del 20 por ciento de la matrícula de las y los estudiantes de todo el estado y se dará un monitoreo y seguimiento del regreso de las instituciones, las cuales deberán reportar las situaciones que presenten, incluso brotes de COVID-19, por lo cual con todo esto y lo anterior, señaló que no se pone en riesgo la salud de la comunidad estudiantil del estado. Dependiendo del monitoreo, en caso de contagios, se podría detener el avance o realizar acciones de control.

“No vamos a poner en riesgo la vida y salud de nuestros estudiantes”, enfatizó.

Con información de Alan Contreras.

Te puede interesar